jueves, 4 de abril de 2013

La respuesta no es la huida

"No todo está perdido"

Dicen que la esperanza es lo último que se pierde y también que mientras hay vida hay esperanza. El caso es que a veces parece que se nos olvidan esos detalles y tendemos a generalizar las cosas, exagerándolas y viendo más lo negativo que lo positivo. Dejamos escapar lo que queremos o se nos va de las manos sin darnos cuenta y cuando lo descubrimos ya es tarde para volver a atrás. 

Si tu sueño es tuyo, no dejes que nadie te lo quite, al menos que no te lo quiten sin haber luchado por él antes. ¿Por qué nos damos por vencidos cuando vemos que no podemos o tiramos la toalla, en lugar de luchar y darlo todo por nuestro ansiado deseo? No te rindas antes de tiempo, tal vez mañana sea tarde. La vida no espera y, si no lo haces tú, será otra persona la que te arrebate ese sueño. No pienses en qué puede salir mal, sino en lo que puedes ganar. Si lo haces, poco a poco verás que avanzas y entonces ya no te plantearás dejarlo, es más te sentirás satisfecho de lo que vas logrando. 

La confianza en ti mismo no puede faltar porque, si algo he aprendido hoy, es que nadie hace las cosas por ti. Eres tú quien das sentido a tu vida, quien eliges tu futuro y el camino que quieres seguir. Así que antes de actuar piensa que siempre hay una salida y que, por muy oscura que veas la realidad, no todo está perdido.

No hay comentarios:

Publicar un comentario